ÚLTIMA FRONTERA

213

* Desbocados

* “Encuestitis”

* De estreno

Lo mismo en el norte, que en el sur, sin olvidar el centro del estado, se han estado realizando una serie de eventos, públicos, algunos masivos, otros no tanto, con el motivo de agradecer algo o mostrar simpatía por algún personaje político, que coincidentemente tiene aspiraciones para ocupar alguna candidatura en el próximo proceso electoral.

Por ejemplo tenemos la realizada a favor del ex diputado Enrique Cárdenas y por supuesto la más reciente, celebrada en Reynosa, que encabezó el diputado Rigoberto Garza Faz, eso por mencionar solamente el caso de integrantes del Partido Revolucionario Institucional.

En esta época cualquier pretexto es bueno para placearse, para mostrar el apoyo “incondicional” de las bases, de los sectores, etcétera, etcétera, viejas prácticas que continúan presentes en la vida política de nuestro estado y también del país.

Pese al manido recurso de las frases como: “esperaré los tiempos”, “acataré lo que mi partido diga”, los políticos con alguna aspiración han comenzado una medición de fuerzas, búsqueda de aliados y establecimiento de agendas para posicionarse entre la población y de no tener ninguna candidatura, exigir alguna otra posición.

Aunque de manera visible, en mayor o menor medida, el “juego de las sillas“ ya comenzó y en los próximos meses estaremos viendo quienes quedan fuera, quienes se mantienen en la competencia y finalmente , la preferencia del fiel de la balanza.

Siguiendo con el ambiente político y la carrera por las candidaturas, mucho han dado de que hablar las recientes encuestas aparecidas tanto en medios de comunicación como en redes sociales que muestran resultados diametralmente opuestos.

En ese rubro las hay dando la delantera en las preferencias entre la población al senador Francisco García Cabeza de Vaca, asimismo hay otras que hacen lo propio pero ubicando al alcalde de Nuevo Laredo, Carlos Canturosas Villarreal, en la cima de las preferencias.

Se llegó incluso a publicar una encuesta, atribuida a El Universal (periódico que al igual que el Reforma se dice de circulación nacional pero no se encuentra más que en dos o tres puntos de Tamaulipas y otros estados) la cuál estaba plagada de errores, y no nos referimos a la medición que otorgaba mayor porcentaje de las preferencias al senador panista, sino a los nombres de los ahí citados.

Sin meternos en los números, que “muestran“ tendencias, la encuesta parece poco seria desde el momento en que comete errores garrafales en la identificación de los prospectos. Un ejercicio de ese tipo, realizado d e manera profesional debe contener no solo los nombres bien escritos, si no también la filiación política de a quienes menciona, cosa que en la citada encuesta no se da fehacientemente.

Muchos han señalado que fue una encuesta hecha a la medida, que además de incluir como opciones a personas que no pueden aspirar a la gubernatura del estado, por ser de otras entidades, como Gustavo Madero o Margarita Zavala, ofrece resultados poco lógicos, como en el caso del conocimiento de políticos mencionados, dada la trayectoria de muchos de ellos.

Lo que debemos señalar, y compartir con nuestros lectores, es que estamos ante un fenómeno ya vivido en el pasado, en el que la preeminencia de las encuestas previo a la selección de candidaturas, durante las campañas para la elección, con resultados que poco reflejaban la realidad.

Sí, hace no mucho tiempo, las encuestas jugaron con la mente y percepción de los mexicanos, dando ganador a el entonces candidato Enrique Peña Nieto por un margen de dos dígitos, cosa que solo pocas refutaban y que al final los resultados de la elección mostraron una realidad muy diferente.

Las casas encuestadoras deben tener muy en cuenta que en el presente la población desconfía grandemente de sondeos de opinión, encuestas y otros ejercicios y aún más si muestra resultados que no se ciñen a la realidad.

También los políticos, deben aguzar el oído y no dejarse llevar por “el canto de las sirenas” de encuestas que pueden ser diseñadas a modos para hacerles ver lo que ellos quieren ver y no la realidad.

Ante este escenario, la ciudadanía debe tomar sus previsiones, recordar el mal uso y abuso que se ha hecho de las encuestas y ser críticos, no solo con las casas encuestadoras sin o con aquellos que aspiran a participar para obtener una candidatura a un puesto de elección popular.

Y ya que hablamos de la ciudadanía, debemos de mencionar dos hechos importantes que se registran en torno a la emisión de pasaportes por la Secretaría de Relaciones Exteriores de nuestro país.

El trámite para la obtención de pasaportes se efectuará bajo un esquema en que todo se llevará cabo de manera digital, tomando elementos biométricos de los solicitantes.

El nuevo formato utilizará la información dactilar de los diez dedos, el facial el iris y la firma del propietario. Los biométricos serán utilizados en bases de datos que permiten una consulta transversal pro diversos sistemas situación que no ha sido del agrado de toda la población, sobre todo por la vulnerabilidad de las instituciones mexicanas en cuanto a la protección de datos.

Y así una de las delegaciones de la SRE que comenzará con esta nueva modalidad será la de Reynosa, la cual además estreno nuevas oficinas en el centro de la ciudad, hecho que revitalizará una histórica zona del municipio.