CD VICTORIA, Tamps.- En lo que va del año, mil 664 de los repatriados de los Estados Unidos por la frontera con Tamaulipas son menores de edad no acompañados de sus padres, ni tíos u otra clase de familiares.

Sin compañía de nadie se atreven a cruzar cientos de kilómetros con el objetivo de llegar por el sueño americano, arriesgandose en caminos inseguros, y enfrentandose con la súper vigilancia de la Patrulla Fronteriza. 

Aunque en los primeros meses del 2015 el número de individuos que fueron retornados por los puentes internacionales, en especial el de Reynosa, disminuyó hasta un 50 por ciento en comparación con el 2014, al menos la mitad son niños y niñas de Estados del centro y sur del país.

Una constante entre los chicos que cruzan la frontera de Tamaulipas con los Estados Unidos, es que su edad oscila entre los 12 y 17 años de edad.

Juan José Rodríguez Alvarado, director del Instituto Tamaulipeco del Migrante, confirmó esos datos y reveló que al menos el 85 por ciento de ellas tienen su origen en entidades como Michoacán, Zacatecas, San Luis Potosí, Estado de México y Distrito Federal.

Y aseguró que parte del resto, es decir, un 10 por ciento de los niños son de alguno de los municipios del Estado.

A quienes son originarios de otras entidades del país, una vez que son repatriadas por las autoridades estadounidenses, y hecho del conocimiento al Instituto Nacional de Migración (INM), son atendidos por personal del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia DIF, con el fin de recibir toda la clase de asistencia, se les proporciona pasaje aéreo para que se reintegren con su familia.

“En el 2014 tuvimos una repatriación de cinco mil 400 menores de edad, de los que el 80 por ciento de ellos era sin acompañamiento, es decir, prácticamente son regresados solos por parte de las autoridades estadounidenses, en este año van mil 664, es una tendencia que va a la baja si se compara con el año pasado”, declaró ante medios de comunicación.

La mayoría de los menores de edad que son repatriados vienen solos y la autoridad migratoria de EE UU los entrega a través del Consulado de México, que es donde se sabe el punto por donde serán regresados, a efecto de que el INM los reciba y sean canalizados al DIF para reintegrarlos a sus familias.

En los primeros seis meses van 31 mil repatriados, en términos generales, que comparativamente con el 2011, por ejemplo, la cifra se llegó a ubicar en más de 60 mil, “es decir, ha disminuido en un 50 por ciento, aunque al finalizar este año, esperamos que sea de unos 70 mil, siempre y cuando continúe esta constante”.

La disminución se refleja en el entorno nacional, en otras palabras no es privativo de Tamaulipas y es derivado, entre otras cosas, de la baja migración hacia los Estados Unidos, concluyó.

Juan José Rodríguez Alvarado, director del Instituto Tamaulipeco del Migrante
Juan José Rodríguez Alvarado, director del Instituto Tamaulipeco del Migrante