Entra el 'Mellizo' a escena con el Tricolor

Rogelio Funes Mori defiende por primera vez la causa del Tri con tres retos muy marcados: responder a la confianza del técnico Gerardo Martino, tener peso como 9 tras la ausencia del goleador Raúl Jiménez y no dar motivos para que se reviva la polémica por la ausencia de Javier Hernández.

De cara al partido de esta noche contra Nigeria, el último antes de la Copa Oro, el “Mellizo” tiene todos los reflectores encima.

A Funes Mori lo han matado por su condición de naturalizado. En 2013, Christian Giménez fue el último con esa condición en jugar para el Tricolor, pero en un momento en el que había hasta tres naturalizados (Lucas Lobos y Damián Álvarez). Al delantero también se le cuestiona el mal de cierre de torneo con los Rayados de Monterrey.

El futbolista tiene ciertas similitudes con Raúl Jiménez, por lo cual podría encajar en el esquema táctico 4-3-3. Es un 9 letal en el área, con buen juego aéreo, capacidad de desmarque, pero que también tiene en su repertorio ciertas joyas como un gol de chilena contra el América. Hasta ahora Henry Martín y Alan Pulido pueden dar testimonio de lo difícil que siquiera es llenar uno de los zapatos del delantero del Wolverhampton.

El tercer reto de Funes Mori será, sin duda, uno de los más complicados: no dar motivos para que se reavive la polémica en el caso de Javier Hernández. El “Chicharito” vive un buen momento futbolístico con el Galaxy, pese a lo cual no ha sido considerado en el Tricolor, lo que sugiere cuestiones extracancha. El “Mellizo” debe entender que si hace goles, aquellos que pugnan por el goleador histórico no tendrán argumentos para encender el debate.

México disputa el partido en el Coliseo de Los Ángeles, en un partido programado a las 9:30 p.m. La gente aguarda por el debut de Rogelio Funes Mori, que por lo pronto ya fue capaz de atraer todos los reflectores y eso que aún no anota.

POR CANCHA