Deja IMSS a niños con hemofilia sin medicinas

Más de 50 personas con pacientes que enfrentan hemofilia, en su mayoría niños, se manifestaron la mañana de este lunes bloqueando el bulevar Adolfo López Mateos, exigiendo medicamentos para atender a sus familiares.

La obstrucción en la vialidad se dio por unos minutos, para después abrir la circulación frente al Hospital Número 6 del IMSS de Ciudad Madero, justo en hora pico, generándose gran caos vial.

OTRAS NOTICIAS DE TAMAULIPAS… DALE CLICK.

El padre de familia y abogado de la Asociación Hemofilia de Tamaulipas. A.C., Eliel Espinosa, lamentó que los encargados del nosocomio no se preocupen por abastecer los fármacos necesarios para el tratamiento.

Comentó que, al igual que él, otras madres y madres de familia exigen el medicamento Factor Ocho y Nueve para niños y niñas con hemofilia, situación que se ha prolongado por más de dos meses, en donde solo se les argumenta que están atendiendo el reporte, pero sin que exista una respuesta satisfactoria para los pacientes.

Agregó que como parte de la solución planteada a los pacientes es enviarlos al Hospital del IMSS de Reynosa, donde se les brindaría todo lo necesario para su tratamiento, pero desafortunadamente esto equivaldría a poner en más riesgo su integridad física.

“En lugar de poder contribuir a solucionar este problema lo están agravando, porque a muchos los están pretendiendo enviar a la ciudad de Reynosa para recibir la atención cuando aquí hay especialistas, entonces pareciera que se conducen de mala fe”, dijo Eliel Espinosa.

OTRAS NOTICIAS DE CIUDAD VICTORIA… DALE CLICK.

Otra madre de familia, quien se identificó como María de la Paz Gutiérrez Sierra, comentó que desde el mes de abril se suspendió la entrega del fármaco, argumentando un desabasto general que hasta el momento no ha sido resuelto.

Agregó que en total son más de 50 personas las que requieren de este tratamiento, la mayoría menores de edad, el cual en el mercado es superior a los 25 mil pesos por tres ampolletas que son utilizadas por semana con el fin de ayudarlos a que la sangre se coagule, debido a que la enfermedad puede provocar una hemorragia con un simple golpe o caída y por consiguiente está en riesgo sus vidas.

“Son medicamentos demasiado caros que no podemos solventar, somos gente humilde y confiamos en que los encargados del hospital se apiaden de nosotros y den una solución, ya que son 50 niños los que se encuentran padeciendo este problema”, dijo.

Los manifestantes se plantaron frente al Hospital del IMSS portando cartulinas, en donde expresaban: “¡Basta de negligencia! los pacientes de hemofilia necesitan su medicamento”.

“Exigimos la atención médica aquí en el hospital, no queremos el envío a Reynosa, aquí tenemos hematólogos (as) capacitados (as)”.

“Necesitamos con urgencia medicamentos factor 8”.

Así mismo, Guadalupe Márquez denunció que los médicos han intentado dar de alta a uno de sus hijos, a pesar que actualmente tiene sangrado en el hombro y en uno de sus tobillos, dejándolos desprotegidos y sin la posibilidad de ir a la escuela ante el riesgo que enfrentan.

Por Antonio Campos