Por Victoria Anguiano

Aunque las autoridades de Matamoros señalan que se están   realizando rondines en las escuelas   para verificar que no vendan comida chatarra y las cooperativas escolares solo vendan productos saludables para combatir los problemas de obesidad, la realidad es otra.

Víctor Hugo Martínez Escamilla, director de Concertación Social manifestó que este trabajo será difícil porque no cuentan con el personal suficiente y otra problemática es que no tienen el parque vehicular óptimo y con el que cuentan no se darían abasto para visitar todo los planteles educativos porque son demasiados.

Señaló que   algunas escuelas tienen mayores reincidencias y hay otras donde las maestras apoyan y tienen un control de la venta de alimentos, pero es necesario seguir trabajando para evitar esta problemática.

Dijo que también se les solicitará la colaboración a los directivos de los planteles y se estará pidiendo a los ambulantes que se colocan fuera de las escuelas que se retiren y de ser caso omiso tomarán otras medidas

Las autoridades municipales intentan regular ese tipo de ambulantaje ya que hay muchos que no cuentan con el permiso, sobre todo los paleteros. También están tratando de negociar con este tipo de negocios y buscar la forma regularizar su actividad, ya que aseguran el problema no es el vendedor, si no la empresa.